• 0
    Carrito

Blog

3 noviembre, 2017

Rosácea: ¿Qué es? ¿Por qué aparece? ¿Cómo la trato?

En la sociedad actual, son cada vez mayores en tipo y número las afecciones leves o graves de la piel. La rosácea es una de las más comunes hoy en día, y por ello, hoy os quiero hablar sobre ella.

 

rosácea

 

La rosácea es una afección de la piel que se caracteriza por ser inflamatoria y a su vez, crónica. Que cursa con enrojecimiento de las mejillas y vasos sanguíneos visibles en el rostro y, en ocasiones, con la aparición de pequeñas pústulas, por lo cual, a menudo propicia su confusión inicial con otros problemas cutáneos como el acné o ciertas reacciones alérgicas.

 

¿Cómo la detecto?

La rosácea podrá ir acompañada de síntomas diversos, que se agrupan en 4 tipos:

  • Enrojecimiento facial de la zona central del rostro, nariz y mejillas, con aparición normalmente brusca, y donde los vasos sanguíneos a menudo se hacen visibles por la hinchazón.
  • Aparición de pústulas o granos con enrojecimiento también de la zona central del rostro, pero de manera más leve, por lo que en estos casos no realizar un buen diagnóstico puede llevar a confundir la rosácea con el acné.
  • Problemas oculares: la rosácea también puede cursar en ocasiones con sequedad e irritación ocular, así como inflamación y enrojecimiento palpebral, dando lugar a molestias como la incómoda sensación de tener arenilla en el ojo.
  • Engrosamiento de la piel por inflamación que se prolonga en el tiempo, lo que acaba dando lugar a hipertrofia nasal, el síntoma menos frecuente y a su vez de mayor prevalencia en hombres.

Aunque la rosácea puede manifestarse con independencia del sexo o la edad, sí es cierto que existe una correlación positiva entre la aparición de los síntomas de la rosácea y el sexo femenino de mediana edad, además de que la prevalencia es también mayor en pieles blancas.

 

¿Por qué aparece?

Se desconoce la causa exacta de la rosácea, es cierto que existe cierta etiología extrínseca e intrínseca que en combinación puede predisponer a su aparición:

  • Como factores extrínsecos destacaríamos: el alcohol, el tabaco, determinados fármacos (especialmente los que dilatan los vasos sanguíneos), el estrés o desequilibrio emocional, la exposición solar, las temperaturas extremas, el ejercicio intenso por un sobre acaloramiento, factores nutricionales (Comidas picantes, calientes o pesadas, los lácteos o los quesos…), determinados productos cosméticos…
  • En cuanto a los factores intrínsecos a tener en cuenta, destacaremos entre otros, el sexo (con mayor prevalencia en mujeres), la edad (mayores de 30 años), piel blanca y antecedentes familiares de rosácea.

¿Qué debo hacer?

Mi recomendación a la hora de abordar una problemática como la rosácea es realizar un buen diagnóstico y conocer en la medida de lo posible las causas de la aparición de dicho enrojecimiento, ya que el abordaje y las probabilidades de éxito, variarán dependiendo del conocimiento o no de las causas que la provocan, aunque éstas puedan ser muy variadas.
Además, es importante ponernos en manos experimentadas para que el profesional pueda realizar un correcto diagnóstico diferencial, ya que como avanzaba anteriormente, en algunas ocasiones y dependiendo de la tipología de rosácea, la sintomatología se puede llegar a confundir con la del acné, entre otros.

 

¿Cómo la trato?

Debemos ser muy constantes en cuanto a las rutinas de higiene diarias, utilizando productos suaves y agua templada (nunca temperaturas extremas) y secándonos el rostro con una toalla suave de algodón y a toquecitos. Evitar productos agresivos, perfumados o que contengan alcohol.
Es importante también utilizar productos que hagan la función de barrera de agentes externos, así como cremas con factor de protección solar alto.

Estos cuidados se hacen también extensibles al uso del maquillaje. Éste debe ser suave, actuar como barrera de agentes externos, y siempre teniendo en cuenta además, que deben ser naturales y no químicos en el caso de las pieles afectadas por rosácea.

A nivel oral, podemos también ayudarnos con la toma de tetraciclinas, un grupo de antibióticos que actúan disminuyendo la inflamación y combatiendo las pústulas asociadas a la rosácea.

En cuanto a los tratamientos médico estéticos o de cabina más adecuados, se encuentran:

  • El láser vascular: muy eficaz a la hora de eliminar los vasos dilatados presentes en una piel con rosácea, así como para disminuir la inflamación cutánea.
  • Los tratamientos de cabina específicos para pieles sensibles y altamente calmantes, que ayudan a combatir el malestar.

 

 

Si deseas obtener más información, puedes ponerte en contacto con el Institut a través de nuestro teléfono: 93 272 42 28 o e-mail: info@institutnataliaribe.com.

Belleza y Bienestar, ¿Sabías qué?
About Dra. Natalia Ribé

La Doctora Natalia Ribé es andróloga, máster en Medicina Cosmética y del Envejecimiento por la UAB. Fundadora y directora médica del Institut Dra. Natalia Ribé. Galardonada con la Medalla de Oro del Foro Europa 2001. Participa activa y altruistamente en el programa Aldeas Infantiles SOS.

Comparte tu opinión con nosotros

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

5 + 4 =

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR